alergia alimentaria en gatos

Cómo proceder ante alergias alimentarias en gatos Deja un comentario

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Hay gatos que de un día para otro dejan de tolerar su comida habitual. Puede tratarse de una indigestión, pero hay también muchos casos donde la patología que se presenta es una alergia. Los síntomas más habituales son una diarrea crónica y vómitos.

Además, una alergia también puede generar problemas en la piel. Aparecen picazón, inflamación, pústulas y/o caída del pelo, y no solo en un lugar, sino en todo el cuerpo.

Para encontrar la causa, no queda más que ir descartando. Y lo primero es asegurarse de que el gato no tiene pulgas, ácaros o parásitos.

En principio, una alergia puede aparecer en cualquier momento ya que durante años tu gato ha estado bien y de repente, el cuerpo reacciona.

Una alergia es una reacción excesiva del sistema inmune a una substancia inofensiva. Por lo general se trata de una proteína. Si el cuerpo entra en contacto con ella, la trata erróneamente como si fuera un organismo generador de enfermedades.

Las alergias no se curan. Para los gatos además no hay pruebas de sangre para encontrar qué les da alergia como sí ocurre con los humanos. Por eso la opción que tienen sus dueños es la llamada dieta de exclusión.

Se da de comer al gato algo que no haya comido nunca antes. Puede ser una comida hipoalergénica o comida preparada con caballo, canguro o avestruz. El tiempo de prueba de diez a doce semanas.

Es importante que en ese tiempo no se le dé ninguna otra cosa de comer, tampoco un premio. Es important por tanto que todas las personas que conviven con el animal estén informadas del cambio de dieta.

A los gatos que normalmente salen a la calle habrá que dejarlos en casa durante ese tiempo para controlar que no comen por ahí otra cosa.

La cura de la piel dura al menos un mes, pero los problemas del estómago y tracto intestinal se solucionan relativamente rápido. Si los síntomas desaparecen, puedes ir probando bajo control veterinario otras fuentes de proteína: caballo, ciervo, canguro, cordero, pescado, etc…

Si el gato de nuevo tiene problemas, se habrá encontrado el alérgeno y habrá que prescindir de comida con ese ingrediente.

Muchas veces, los dueños de los gatos no llegan hasta el final con esta dieta ya que ven que el nuevo alimento le está sentando bien y no siguen con los cambios. Lo malo de esta actitud es que falta el diagnóstico definitivo.

Cuando un veterinario especializado en nutrición trata a un gato con posible alergia, lo primero que tiene en cuenta es su tamaño, la edad, la alimentación que ha tenido hasta ese momento y pregunta por las enfermedades.

En manos del dueño del gato queda comprar comida especial o prepararla él mismo.

Se dan muy pocos casos en los que el gato solo tolere la comida preparada en casa, pero en ellos hay que suministrarle cada par de semanas vitaminas y minerales, que existen a modo de pasta o concentrado de aceite y son especiales para alérgicos.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recibe ahora
un 5% de descuento

para tu primera comp
ra

Me interesa !
No Gracias